La experiencia de las prácticas curriculares de Débora en Red Eléctrica

boligrafo fue

Débora es una de las muchas estudiantes becadas por FUE para realizar el máster en Decision Making and Innovation. Débora realizó las prácticas curriculares de este máster en Red Eléctrica y su experiencia es un ejemplo de lo que se quiere conseguir desde Talentoteca: Débora prometía tanto que la empresa decidió hacerle un contrato antes incluso de que terminase su periodo de prácticas. Ella misma lo cuenta.

Cómo empecé mis prácticas en Red Eléctrica

Me llamo Débora y hace 10 meses que comenzó mi aventura de la mano de FUE y Red Eléctrica. Lo que comenzó como una beca de 12 meses ha terminado siendo una beca de 9 por una excepcional razón: he pasado a ser, oficialmente, empleada del grupo Red Eléctrica. Pero empezaré desde el principio.

Todo comenzó en noviembre de 2018 cuando, tras pasar por una larga y complicada etapa a nivel personal, decidí buscar oportunidades en Madrid. Como todos sabemos, es difícil abrirse camino en el mundo laboral cuando se carece de experiencia y más si cabe encontrar una primera oportunidad laboral relacionada con tus estudios que no esté precariamente remunerada.

Así, casualmente, di con Talentoteca y, sin saber muy bien cómo funcionaba, solicité una beca para un programa formativo con prácticas curriculares en varias empresas (no sólo en REE). Una mañana, solo tres días después, recibí una llamada en la que me preguntaban si seguía interesada en cursar el Máster en Decision Making and Innovation a través de la vacante de prácticas curriculares para el proyecto MANINT (Mantenimiento Inteligente) en Red Eléctrica.

Los compañeros en Red Eléctrica

Lo que no sabía entonces era hasta qué punto esta oportunidad iba a cambiar mi vida, tanto personal como profesionalmente. Desde el primer día todos los compañeros me recibieron como una más del equipo, y no sólo ha sido mi tutor el encargado de guiarme y enseñarme, sino que todos los compañeros me han apoyado y valorado mi colaboración, a veces incluso más que yo misma. Sin duda, una de las mejores partes de toda mi formación en la empresa ha sido el trato con los compañeros. El hecho de colaborar con personas tan entusiastas y trabajadoras para sacar adelante este proyecto me ha contagiado, recuperando la ilusión y las ganas de aprender y mejorar.

Tras 8 rápidos pero intensos meses de esfuerzo, compromiso y aprendizaje, volví a tener la gran suerte de que surgiera una emocionante oportunidad dentro del Grupo Red Eléctrica y de que mi tutor apostase por mí para cubrir esa vacante.

Lo que aprendí en Red Eléctrica

Además del conocimiento técnico sobre los activos de la Red de Transporte o sobre diferentes bases de datos corporativas, he aprendido:

  • Metodologías de trabajo ágiles como Agile-Scrum
  • A hablar en público y en reuniones
  • A comunicarme con mis compañeros de forma efectiva
  • A entender cómo funcionan las buenas relaciones profesionales (ésas en las que se reconoce el trabajo de las personas, sin importar si son becarios o jefes de departamento, en las que se trabaja en equipo, en las que el liderazgo no es tiranía sino comunicación, comprensión y confianza, en las que los triunfos y las penas son compartidas, en las que se fomentan actividades de team-building, y un largo etcétera).

La labor de FUE en la gestión de mis prácticas curriculares

Si mi trabajo actual en Red Eléctrica se lo debo en gran parte al apoyo de mi tutor, la oportunidad inicial se la debo a la FUE; a la labor tan necesaria que realizan apoyando las carreras de jóvenes talentos.

La labor de Fundación Universidad-Empresa no se ha limitado a gestionar la beca; a través del Máster han seguido mi progreso y mi evolución desde la perspectiva académica. La verdad es que muchos de los temas que se han abordado desde el máster en Decision Making and Innovation me han resultado muy útiles en lo profesional: la comunicación efectiva, el liderazgo, la gestión de equipos, las metodologías de trabajo, el business writing, etc.

Así que gracias de corazón a la FUE por abrirnos las puertas al mundo profesional a miles de jóvenes que tenemos ideas, ganas de aprender y capacidad de aportar muchísimas cosas, y que solo necesitamos ese primer empujoncito de alguien que crea en nuestro potencial. Mil gracias a Red Eléctrica, a mi tutor, y al resto de compañeros del equipo Manint por esta corta pero intensa experiencia, y por confiar en mí en esta nueva etapa. Y finalmente, infinitas gracias a mi chico, a mis padres y hermano, y a mis amigos. Sin ellos estaría perdida, ellos son mi éxito y mi gran suerte.

Compartir este post:
share post :

Deja un comentario

Facebook
Twitter
Linked In
Instagram